Hay quién dice que todo el mundo debería tomar suplementos de colágeno. ¡Pero ésta afirmación es completamente falsa! A continuación te explicamos los casos en qué se recomienda añadir colágeno a la dieta diaria.

A partir de los 35 años

En la mayoría de las personas, los efectos del colágeno no se empiezan a notar hasta los 50 años. Pero la reducción de la capacidad de nuestro cuerpo de generarlo empieza mucho antes. En la adolescencia nuestro cuerpo genera colágeno en abundancia. Es a partir de los 20 que empezamos a perder esa capacidad. Varios estudios sitúan esa reducción entre el 1 y el 1,5% por cada año que cumplimos. ¡A los 40 ya producimos la mitad del colágeno que cuando éramos adolescentes!

Por eso muchos dietistas y nutricionistas recomiendan el consumo de suplementos de colágeno como Colvitae a partir de los 35 años.

Mujeres mayores de 35 años

Son varios los factores fisiológicos que hacen que sean las mujeres las que sufren una mayor pérdida de colágeno.

El embarazo es uno de esos factores. La formación del bebé y de sus huesos y cartílagos  requiere una cantidad de colágeno importante. Su formación absorbe el colágeno de la madre y reduce su capacidad de producción.

La menopausia es otro de los momentos vitales que afectan especialmente la producción de colágeno del cuerpo de la mujer.

Así pues, el consumo de colágeno natural hidrolizado es especialmente recomendable si eres mujer. Puedes ver nuestro colágeno para mujeres aquí.

Deportistas

Practicar deporte ayuda a sentirse mejor. Tonifica los músculos, reduce el estrés, previene el sobrepeso y mejora la calidad de vida. A pesar de ello, la práctica intensa puede causar desgaste prematuro en cartílagos, articulaciones, ligamentos y tendones. Una situación que aumenta las posibilidades de sufrir lesiones como tendinitis o distensiones.

Consumir colágeno previene el riesgo de sufrir una lesión. Además, en caso que sufras alguna, facilita la recuperación, ya que tu cuerpo genera el colágeno necesario para recuperar los tejidos afectados más rápidamente. El colágeno para deportistas es un buen aliado para aquellas personas que quieren alargar su vida deportiva.

Gente mayor

¿Tiene sentido tomar colágeno si ya tenemos alguno o varios de los síntomas de su pérdida? La respuesta es Sí.

En el caso de las personas mayores, tomar colágeno puede reducir el dolor articular y/o el dolor en los huesos. Tomarlo en edades avanzadas puede ser beneficioso y ayuda a reducir las molestias provocadas por la pérdida natural de la proteína colaginosa. Ayuda a tratar dolencias y alteraciones asociadas al deterioro del colágeno tisular en las personas que sufren artrosis o osteoporosis.

Gente que sigue una dieta de adelgazamiento

¿Sigues una dieta para adelgazar? El colágeno ni adelgaza ni engorda. No contiene materia grasa ya que es proteína pura. Pero muchos nutricionistas y dietistas lo usan y recomiendan como complemento para dietas por su efecto saciante. Además, no sólo conseguirás ese efecto, sino que estarás reforzando los tejidos colaginosos de tu cuerpo con los beneficios que ello conlleva.

¿Está el colágeno indicado para menores de 35 años?

Si practicas deporte de forma intensiva sí. Si no lo haces, no es necesario añadir colágeno a tu dieta, ya que tu cuerpo genera colágeno suficiente. En el caso de niños y adolescentes no tiene ningún sentido darles colágeno porqué su cuerpo ya tiene suficiente.